Bookmarks
Calificación:
  • 0 voto(s) - 0 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5

Las Sagradas Escrituras son para discutir

#1
Hch 25:26 No sé en concreto qué escribir al Señor sobre él; por eso le he presentado ante vosotros, y sobre todo ante ti, rey Agripa, para saber, después del interrogatorio, lo que he de escribir.

San Pablo iba a la sinagoga, luego de haber conocido el Nuevo Testamento, a discutir con los judíos los días sábados, y según especifica en Hch 17, 2, con la Biblia. A fin de que conocieran que las Sagradas Escrituras se habían cumplido en Cristo.


Hch 17:1 Atravesando Anfípolis y Apolonia llegaron a Tesalónica, donde los judíos tenían una sinagoga.
Hch 17:2 Pablo, según su costumbre, se dirigió a ellos y durante tres sábados discutió con ellos basándose en las Escrituras,
Hch 17:3 explicándolas y probando que Cristo tenía que padecer y resucitar de entre los muertos y que «este Cristo es Jesús, a quien yo os anuncio».
Hch 17:4 Algunos de ellos se convencieron y se unieron a Pablo y Silas así como una gran multitud de los que adoraban a Dios y de griegos y no pocas de las mujeres principales.
Hch 17:5 Pero los judíos, llenos de envidia, reunieron a gente maleante de la calle, armaron tumultos y alborotaron la ciudad. Se presentaron en casa de Jasón buscándolos para llevarlos ante el pueblo.
Hch 17:6 Al no encontrarlos, arrastraron a Jasón y a algunos hermanos ante los magistrados de la ciudad gritando: «Esos que han revolucionado todo el mundo se han presentado también aquí,
Hch 17:7 y Jasón les ha hospedado. Además todos ellos van contra los decretos del César y afirman que hay otro rey, Jesús.»

No es hacernos “los buenos” lo que nos hace cristianos, sino defender la VERDAD, defender a Cristo. ¿Por qué? Porque según dice la Biblia, en Hch 17,5 los judíos, lleno de envidia, armaron tumultos y alborotaron la ciudad.
Esta sección, fue creada recientemente a fin de que quienes tengan doctrina diversa a la trinitaria, es decir, que no reconozcan que Cristo es Dios, con todo lo que ello implica, o bien, sean ateos, no generen tumulto en el presente foro de discusión. Pues, el sentido del mismo, se perdería, y las preguntas y discusiones son otras.
Al día de la fecha, pocos de nuestros miembros conocen de las Sagradas Escrituras para tener aquella capacidad de discernimiento acerca de quien interviene en algún tema. Es por este motivo, que nuestra Editorial se reserva el derecho de bloquear el acceso al Foro General que es para cristianos trinitarios, a aquellos que sean arrianos o ateos, sin que éstos últimos pierdan la capacidad de poder visualizar los temas.
Nuestra Editorial no tiene como misión convencer a nadie acerca de ninguna cuestión, no nos sentimos obligados a ello, sólo la de llevarle la esperanza a quien no la tiene, y quien acepte nuestras formas de llevar la esperanza, se regocije con ella. Sólo proporcionamos el espacio, el entorno, y  confeccionamos textos para iniciar debates, pero también debemos velar por el interés del público, a fin de que quien buscare un foro católico cristiano, verdaderamente lo encuentre.
La Biblia es para discutir, y en medio de la discusión, ninguna parte debería sentirse dolida, sino vergüenza, si se le muestra la VERDAD y ésta se niega.
Recordamos, asimismo, que la participación en el foro, tiene como requisito reconocer que hay Ley.
Si no se reconociera la de Dios, entonces, al menos, la de nuestra Editorial.

Algunas formas, no todas, de no reconocer la Ley (por si acaso):
Decir que la Ley se acabó con algún argumento, hecho o pretexto que piense que se encuentra en la Biblia.
Planteamientos que refieran a situación del hombre, cuestionando el por qué de las cosas.
No respetar las formas del Foro.

2Ti 3:16 Toda Escritura es inspirada por Dios y útil para enseñar, para argüir, para corregir y para educar en la justicia;
2Ti 3:17 así el hombre de Dios se encuentra perfecto y preparado para toda obra buena.


Rom 16:17 Os ruego, hermanos, que os guardéis de los que suscitan divisiones y escándalos contra la doctrina que habéis aprendido; apartaos de ellos,
Rom 16:18 pues esos tales no sirven a nuestro Señor Jesucristo, sino a su propio vientre, y, por medio de suaves palabras y lisonjas, seducen los corazones de los sencillos.
Rom 16:19 Vuestra obediencia se ha divulgado por todas partes; por lo cual, me alegro de vosotros. Pero quiero que seáis ingeniosos para el bien e inocentes para el mal.
Rom 16:20 Y el Dios de la paz aplastará bien pronto a Satanás bajo vuestros pies. La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros.
Rom 16:21 Os saluda Timoteo, mi colaborador, lo mismo que Lucio, Jasón y Sosípatro, mis parientes.
Rom 16:22 Os saludo en el Señor yo, Tercio, que he escrito esta carta.
Rom 16:23 Os saluda Gayo, huésped mío y de toda la Iglesia.
Rom 16:24 Os saluda Erasto, cuestor de la ciudad, y Cuarto, nuestro hermano.
Rom 16:25 A Aquel que puede consolidaros conforme al Evangelio mío y la predicación de Jesucristo: revelación de un Misterio mantenido en secreto durante siglos eternos,
Rom 16:26 pero manifestado al presente, por la Escrituras que lo predicen, por disposición del Dios eterno, dado a conocer a todos los gentiles para obediencia de la fe,
Rom 16:27 a Dios, el único sabio, por Jesucristo, ¡a él la gloria por los siglos de los siglos! Amén.

Siéntase libre de crear un nuevo tema para referir a la presente nota Editorial



             Muchas gracias!

                         Equipo de Foro Católico
  


Bookmarks

Salto de foro:


Usuarios navegando en este tema:
1 invitado(s)